Los mejores premios para tus promociones y concursos

Cazadores de premios vs Potenciales clientes

Las promociones y concursos nos sirven entre otras cosas para captar fans y, lo que es mejor, suscriptores para nuestra newsletter. Sin embargo, lo que suele ocurrir cuando nuestro concurso termina es que añadimos a los participantes del mismo a nuestra base de datos y les enviamos ofertas personalizadas, emails que suscitan la compra, etc., pero en los que no están interesados. Esos nuevos suscriptores que conseguimos con nuestras promociones y concursos solo querían conseguir los premios que ofrecías y, por lo tanto, no van a comprar, sino a desmontar las métricas. Y si tu promoción fue muy exitosa, y conseguiste aumentar tu base de datos, terminarán obligándote a pagar por una herramienta más costosa para el envío de newsletters.

Qué premios ayudan a conseguir clientes

Lo primero es definir quiénes son tus clientes y cuál es tu estrategia de marketing según las necesidades que tenga tu marca: Captación, fidelización y engagement o conversión. Una vez que tengas claras esas dos cosas, piensa que los premios que se correspondan con cualquiera de las siguientes definiciones, no interesará a la gente adecuada:

  • Aquel no específico para tu público objetivo.
  • Un premio que todos quieren ganar porque es algo muy bueno.
  • Aquel que consiste en un gadget caro o en un producto muy solicitado por los consumidores, que pertenezca a otra compañía que no es la tuya (a no ser que el público objetivo de tus productos o servicios sea generalista y estés buscando aumentar tu comunidad).

Si tu premio es uno de los anteriores, irremediablemente atraerás a los cazadores de premios, personas que realmente no están interesadas en tu marca y que añadirás a tu lista de correo para el envío de newsletters, pero que jamás llegarán a comprar. Por ello, vamos a recomendarte tipos de premios que eviten atraer a la gente inadecuada para tu marca.

1. Productos o servicios propios.

Premio: Tu producto o servicioNo hay mejor manera de comprobar que los participantes están interesados en tu marca, que premiando con un producto o servicio tuyo.

Si tu producto o servicio está muy valorado,  en tus promociones y concursos establece una dinámica más compleja, como un concurso de fotos, vídeos o ranking por puntos.  Todo depende de lo que vendas. Y si es algo que individualmente tenga poco valor monetario, otra opción es regalar un lote de tus productos. Como es el caso de las promociones y concursos que pusieron en marcha Dulcesol y Shiseido.

Caso de éxito de Dulcesol: Entrega de lotes con sus productos.

Caso de éxito de Shiseido: Regalo de10 lotes de su tratamiento anticelulítico junto a su tratamiento corporal antienvejecimiento.

  • A favor: Los participantes estarán interesados en tu producto o servicio tanto como para querer conseguirlo como premio.
  • En contra: Una promoción en la que entregues productos o servicios puede atraer a potenciales clientes. Aunque eso no es garantía de conseguir clientes que vayan a pagar después por esos productos o servicios.

2. Muestras de tu producto.

Premio: Muestras de tu productoOcurre lo mismo que con la tipología anterior, pero se suele utilizar para conseguir más participación y con dinámicas más sencillas como la del sorteo aleatorio entre seguidores de Instagram o Twitter. También puedes regalar simplemente muestras por participar hasta fin de existencias.  En cualquier caso, la barrera de entrada al concurso no debe ser muy complicada y debes ser muy original, ya que estás ofreciendo únicamente muestras de tu producto.

Ejemplos:

– La próxima semana podrás merendar uno de nuestros productos cada día, ¡prueba todas nuestras variedades participando en nuestro concurso!

– ¿Qué crema de cara te sienta mejor? Consigue 2 muestras de cada una de las BB creams de nuestra gama y así sabrás cuál es la tuya. No hay nada mejor que experimentarlas para comprobar sus beneficios.

  • A favor: Con este tipo de premios atraerás a participantes interesados en tu producto o servicio, tanto como para querer probarlo y participar en un concurso para conseguir una muestra.
  • En contra: Tampoco sabes si esos clientes potenciales realmente pagarían por ello. Y además, corres el riego de que al entregar muestras por el simple hecho de participar, atraigas a los cazadores de premios.

3. Descuentos en tus productos y servicios.

Premio: Descuento en tus productos o serviciosSin duda este tipo de premios sirve para conseguir conversión de fans en nuevos clientes y fidelizar a aquellos que ya son clientes de tu marca. Si quieres potenciar la conversión, utiliza la dinámica de regalo de cupones de descuento con códigos personalizados para que aquellos fans interesados en conseguir un descuento, participen. Con ello estarás fomentando la compra y conseguirás su conversión en clientes.

Y si quieres fidelizar a tus clientes, otra opción es entregarles un código en el punto de venta físico u online cuando compren. Después deberán validarlo participando en la promoción que hayas creado, para conseguir un descuento en su próxima compra.

  • A favor: Los participantes están interesados en comprar tu producto o servicio.
  • En contra: Este tipo de promociones y concursos con el objetivo de fidelizar tiene una pequeña barrera para tus clientes, el registro en la promoción. En ningún caso se considerará como un concurso donde nos ofrecen un regalo, sino como un descuento que es tuyo por registrarte o por comprar, por lo que esa barrera de registro puede hacer que el nivel de participación no sea muy alto.

4. Tarjeta de regalo para gastar en tu tienda física u online.

Premio: Tarjeta de regaloSi quieres fomentar una futura compra por parte de potenciales clientes, la tarjeta regalo debe merecer la pena. Por ejemplo, si en tu tienda el producto que menos vale cuesta 50 euros, la tarjeta de regalo al menos debe ser de esa cantidad. Además, es recomendable que si tu tienda es online, el envío del producto sea gratuito para que realmente la tarjeta regalo sea considerada como un premio.

El tipo de dinámica para concursos cuyos premios es una tarjeta regalo, suele ser más compleja. Esa complejidad debes establecerla en función de la cantidad que ofrezcas para gastar en la tarjeta, de cómo estén valorados tus productos o servicios y de si son conocidos o no.

  • A favor: Los participantes están tan interesados en tu producto que van a pagar por él con la tarjeta regalo e incluso puede que se gasten más de la cantidad que les ofrece la tarjeta, si les interesa algún producto o servicio con un precio mayor.
  • En contra: Puede considerarse como una obligación de compra y no como un premio en sí, por lo que debemos facilitar el proceso lo máximo posible y resaltar que, con este tipo de premio, el regalo lo eliges tú.

5. Producto VIP o servicio exclusivo de tu marca.

Premio: Producto vip o exclusivoLos premios en este caso deberán de ser artículos o prestaciones conocidas por ser tu opción premium, algo exclusivo y único que ofreces de tu marca para el ganador. Un extra que no se puede adquirir habitualmente.

La exclusividad puede también regalarse con un producto o prestación que aún no ha salido a la venta y el premio puede ser probar la novedad de la marca antes de que salga al mercado.

Por ejemplo:

– Si tu sector es el artístico (cine, teatro, música), un buen premio puede ser acceder al backstage, asistir a un rodaje o conocer a uno de los protagonistas.

  • A favor: De nuevo los participantes están interesados en tu marca, porque les estás ofreciendo algo extra relacionado con la misma.
  • En contra: Como en los casos anteriores, existe incertidumbre en la conversión de fans a clientes. ¿Pagarían por ese mis producto o servicio si no fuera uno de tus premios?

6. Producto o servicio complementario.

Premio: Servicio complementarioOfrecer como premios algo complementario a lo que vendes, puede atraer a esas personas interesadas en tu competencia. Tú ya les vendes algo que utilizan y ahora les ofreces un producto o servicio complementario que necesitan. Vas a conseguir participantes de tu target.

Por ejemplo:

– Regalar una mochila adecuada para ciclistas, si vendes bicicletas; un trípode, si vendes cámaras; un pack de maletas, si perteneces al sector turístico, etc.

– Puedes ofrecer como servicio complementario asesoría relacionada con tus productos. Es decir, el premio puede ser, por ejemplo, una cita con un personal shopper o estilista, con un personal trainer, con un dietista, etc.

El lado negativo de este tipo de premios es que, aunque les aportando un valor añadido ofreciéndoles el producto complementario, ellos no te relacionan con ese producto complementario con el que les has premiado, y puede que sigan comprando a la competencia.

7. Ser la cara visible de tu marca.

Premio: Ser la cara visible de tu marcaEste premio no sirve para todas las marcas, ya que tienes que ser una empresa conocida en el sector con una gran comunidad para que realmente los usuarios estén interesados en participar. Es algo a lo que las marcas suelen recurrir porque gracias a estas dinámicas en las que los seguidores en redes sociales son los protagonistas, consiguen generar contenido positivo, en los que se habla bien de la marca (User Generated Content). La dinámica puede ser un concurso de fotos, vídeos o narrativo.

Ejemplos:

Ponerle el nombre al último producto que lances, que tu imagen, texto, etc. sea publicado en la web de la marca o empresa, ser la imagen de la marca, etc.

  • A favor: Los participantes son tan fans de la marca que quieren visibilidad a través de ella. Además, nuestra audiencia requiere atención y es una manera de dársela.
  • En contra: Puedes encontrarte con clientes no tan satisfechos, que generen el efecto contrario al deseado, mala imagen de tu marca a través de una mala experiencia vivida.
Pon en práctica la Guía de los Mejores Premios creando promociones y concursos adecuados para tu público objetivo >>